Make your own free website on Tripod.com

La gruta está compuesta por una bóveda principal rodeada de 5 salones. La entrada es una abertura de 1 m de ancho y 1.80 m de altura en promedio, con una longitud de 50 m, de los cuales unos 20 m se caminan sobre un arroyo de medio metro de profundidad. La abertura se va ensanchando progresivamente hasta que se llega a la bóveda principal.



Bóveda principal
. Mide aproximadamente 30 m de altura y 60 m de diámetro, en su centro se encuentra la estalagmita de mayor tamaño en la gruta: la Columna de la Independencia. Está rodeada de grandes formaciones, como son las Cascadas, el Palacio Romano, y el Órgano.

Salón de los Diamantes. Este salón es más espectacular durante la época de sequía (enero-junio), pues al disminuir la humedad de la atmósfera interior las paredes de este lugar comienzan a brillar con la luz de las lámparas. Aquí se encuentran los Duraznos en almíbar (formación de semiesferas de color naranja suspendidas en el techo que semejan este postre) y el Volcán (efecto que se logra al apagar las lámparas, dejando una en contacto con una estalagmita).

Salón Blanco. Su nombre lo toma por el color de sus paredes, piso y techo, totalmente de color blanco.

Laguna Encantada. Este salón consta de un pequeño lago cristalino rodeado de formaciones.

Salón de los Recuerdos. Durante los primeros años de su descubrimiento, la gruta no tuvo vigilancia, por lo que sufrió graves daños. El saqueo de piezas fue uno de los más graves, y otro fue el de graffitis o pintas sobre las formaciones. Este salón está cubierto de estos graffitis, en donde se pueden leer "recuerdos" que pintaron sus primeros visitantes. Afortunadamente, el acceso se controló y actualmente no se han reportado más deterioros causados por el hombre.

Salón del Silencio. El Salón de los Recuerdos da acceso al Salón del Silencio, mediante un pasaje tan estrecho que es necesario arrastrarse un poco para entrar. Cuando disminuye el nivel de agua en los arroyos en la época de sequía, puede experimentarse en este lugar la obscuridad acompañada de un absoluto silencio: ningún ruido del exterior logra percibirse en este salón.

Durante el recorrido se observa una gran cantidad de figuras, entre las que destacan Los Pasteles, El Alpinista, El Pájaro Carpintero, El Búho, y muchas más, en las que la imaginación juega el papel más importante.